Ariel realizó este análisis como parte de sus estudios en el Diplomado en Kinesics Coaching™. Valoramos mucho tu opinión sobre su esfuerzo, así que puedes expresarla en los comentarios o escribirnos a contacto@lenguajecorporal.org


Luego de que se cancelara la reunión que se tenía programada en Washington entre el presidente de México, Enrique Peña Nieto y el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, surgen nuevas declaraciones respecto a la llamada que sostuvieron.

Circularon varios comentarios a través de los medios de comunicación donde la mayor parte de la conversación… o mejor dicho discusión, fue ofensiva de parte de Donald Trump hacia Enrique Peña Nieto y el país que gobierna.

Después que se realizó la llamada hubo una conferencia de prensa en Estados Unidos la cual dirigía Trump y la Primera Ministro. En la conferencia Donald Trump habla sobre el amor y respeto que tiene hacia México, sin embargo sus gestos delatores lo contradicen. Analicemos sus gestos:

Al comienzo del video podemos observar a una persona del público preguntando primero a Trump: ¿Hacia dónde va la relación entre ambos países? y después pregunta a la Primer Ministro Británica Teresa May, si está preocupada sobre el estado de relaciones entre Estados Unidos y México.

Donald Trump antes de responder su pregunta, primero responde la de la Primer Ministro afirmando que sí está preocupada.

Podemos notar que la Primer ministro lejos de estar preocupada, se encuentra en una actitud alegre (00:47), parece que le emociona la situación entre ambos países o simplemente le resta importancia. Podemos notarlo a través del movimiento de sus hombros de arriba hacia abajo; su sonrisa auténtica también confirma el dato: sus mejillas están elevadas, sus párpados inferiores se tensan y las comisuras de los labios están hacia arriba. Podemos observar la misma actitud en el Presidente.

Lee también: ¿Cómo detectar una sonrisa verdadera?

Una vez que Trump empieza a hablar sobre la conversación por teléfono, coloca ambos manos sobre el podium. Poner ambas manos de esta manera es un gesto de dominio al querer abarcar más espacio visual.

Un gesto contradictorio ocurre cuando dice que ama al pueblo Mexicano (00:59). El mover un hombro sutilmente es una señal asociada directamente con mentir, restarle importancia a lo que dice o bien maquillar la respuesta.

Es evidente la cantidad de parpadeos que hace al hablar de México (00:57 – 01:15); tomando en cuenta que el promedio es 17 parpadeos por minuto, Donald Trump manifiesta aproximadamente 24 parpadeos en 18 segundos; el exceso de parpadeos se relaciona con contrariedad o ansiedad.

Otro gesto que contradice su discurso es cuando dice que tiene buenas relaciones con México (1:03). La sutil negación que hace con la cabeza al momento de decir “buenas relaciones” contradice sus palabras.

Al mencionar que tiene un déficit comercial con México de 60 mil millones de dólares (01:17) hace una expresión de repugnancia con más de un segundo de duración. Ya muchos saben que una expresión con más de un segundo de duración es fabricada.

A mitad del video Trump menciona “Tenemos, creo, una buena relación”. Esta vez acompañada con un ‘creo’ y la mirada dirigida hacia abajo (evasión y falta de convicción) le hace perder credibilidad.

Notemos sus contradicciones: primero aseguraba que tiene una buena relación y la segunda vez que la menciona es acompañada con un creo.

En cuanto al movimiento de sus manos al hablar de la negociación con México, parece restarle importancia. Justo al decir “Ansío que en los siguientes meses estaremos negociando y veremos que sucede” (02:36) mueve su mano derecha desde su torso hacia arriba. Su significado es un gesto ascendente que resta importancia a lo que dice.

Al finalizar el video podemos observar a Donald Trump con este gesto (02:40) haciendo énfasis (movimiento de arriba hacia abajo) al decir que él representa al pueblo de los Estados Unidos.

Es claro que lo que busca Donald Trump es llamar la atención y humillar a México. Son muy obvias las contradicciones de lo que dice y lo que expresa. Tenemos que tomar en cuenta cada expresión contradictoria e indagar un poco más en ellos.